Castrismo y Chavismo el cáncer del socialismo que infectó a Venezuela y pretende infectar a Suramérica. Por @alfonzobolivar

Un pasaje por la historia democrática venezolana y los ataques que recibió de Fidel Castro durante los 40 años de democracia de Venezuela.

Este 25 de Noviembre se recordó los 63 años de la primera invasión de Fidel Castro en América cuando invadió a Cuba con un grupo de Guerrilleros Cubanos y extranjeros.

 

El cáncer comenzó en Cuba.

Fidel Castro planeó desde su exilio en México la primera invasión guerrillera de Latinoamérica, luego de ser condenado a 15 años de cárcel en Cuba por los asaltos a los cuarteles Moncada y Carlos Manuel de Cespedes, en Santiago de Cuba y Bayamon respectivamente el 26 de julio de 1953.Luego fue beneficiado por una amnistía concedida por Fulgencio Batista en 1955.

Fidel Castro pudo organizar un ejército guerrillero en territorio mexicano con 82 expedicionarios la mayoría de ellos exiliados cubanos. El 25 de noviembre de 1956 sobre un yate de nombre Granma llamado así porque la embarcación era de origen norteamericana (abreviatura de “grandmother” – abuela) con Fidel Catro a la cabeza y acompañado por Camilo Cienfuegos, Juan Almeida Bosque, Ramiro Váldez y el controversial argentino Ché Guevara; zarpan desde el río Tuxpan, México logrando su desembarco 8 días después en las costas cubanas, municipio Niquero, dando inicio a su primera invasión latinoamericana.

Luego de tomar el poder el 1 de enero de 1959 tras la renuncia de Fulgencio Batista, mandó a traer a Manuel Urrutia Lleo que se encontraba exiliado en Venezuela para que asumiera el cargo de presidente interino y Fidel fuese nombrado primer ministro. Siete meses después el nuevo presidente renunció por diferencias con Fidel Castro y se fue al exilio en los Estados Unidos.

Castro pidió a Osvaldo Dorticos Torrado asumir la presidencia interina mientras trabajaban en la creación de la nueva constitución cubana que eliminó el cargo de presidente de la República y estableció el máximo poder en un órgano colegiado llamado Asamblea Nacional. Fidel Castro como Primer Ministro y Presidente del consejo de Estado y de Ministros de Cuba, comenzó a llevar a cabo una política de nacionalizaciones y expropiaciones de medios productivos, con el objetivo de centralizar el poder por medio de una política económica socialista, decretando a Cuba como un estado socialista de caracter marxista-leninista.

Con Castro a la cabeza comenzaron las intervenciones militares de Cuba en el resto del mundo. Su alianza con la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas fue determinante en la expansión del socialismo a otros territorios tomando como objetivos primarios a los países ricos del tercer mundo, argumentando que este movimiento representaba el internacionalismo proletario o anti-colonialismo que apoyaba “a los pueblos”. Según Castro deseaban tener un Estado Socialista, indicándole a sus aliados  que las invasiones cubanas eran funcionales a los intereses geopolíticos de la Unión Soviética en contraposición a la política exterior Norteamericana. Todas estas invasiones fueron denominadas por Castro como ” Misiones Internacionalistas”.

Durante la Guerra Fría Fidel Castro priorizó todas las “misiones internacionalistas” (actuaciones militares) convirtiendo a las FAR Fuerzas Armadas Revolucionarias de Cuba en la segunda fuerza militar más grande del continente americano, comparadas con las de Brasil, creando con esto la corporación criminal más grande de este continente, la cual participaba en guerras, movimientos subversivos, sostén logístico de gobiernos o de movimientos guerrilleros, actividades de servicios de espionaje, incitación de golpes de Estado, tráfico y terrorismo.

 

Intervenciones militares Cubanas ( Misiones Internacionalistas )

Las FAR oficialmente reconocen cinco intervenciones militares de Cuba en Argelia, Siria, Congo, Angola y Etiopía.

Sin embargo otras fuentes amplían la lista incluyendo a Nicaragua. Esta lista sólo incluye el envío de militares cubanos como fuerzas regulares reconocidas como beligerantes entre los Estados. Se agregan separadamente las invasiones militares con fines golpistas.

1963: Guerra de las Arenas en Argelia, es la primera intervención de las fuerzas armadas cubanas en territorio extranjero.

 

1964-1965: Durante la Crisis del Congo. En la República Democrática del Congo, tropas regulares cubanas infiltradas desde Tanzania participaron en acciones bélicas sin mayor éxito.

 

1973-1974: Durante la Guerra de Yom Kipur, la República Árabe Siria solicitó ayuda militar a Cuba y el gobierno cubano envió una brigada de tanques que participó en combates.

 

1975-1991: Fuerzas regulares cubanas ingresaron en Angola, en la misión llamada Operación Carlota, para sostener al gobierno comunista y participaron en la Guerra Civil de Angola y la Guerra de la frontera de Sudáfrica.

 

1977-1988: Durante la Guerra Civil de Etiopía y la Guerra del Ogadén, tropas cubanas ingresaron a Etiopía para sostener al gobierno socialista y combatir al movimiento de liberación nacional somalí del Ogadén.

 

1979-1990: En la Revolución sandinista en Nicaragua, el Estado cubano envió personal militar que se hizo con la dirección de los servicios de seguridad e inteligencia militar nicaragüenses.

 

Intervenciones fallidas  ( Misiones Internacionalistas )

1959: Expedición fallida a Panamá con el fin de iniciar un movimiento revolucionario en el país. Fueron detenidos luego de una escaramuza con la Guardia Nacional panameña.

1959: Expedición fallida a la República Dominicana para derrocar a la dictadura de Rafael Trujillo Molina, en alianza con el exilio dominicano.

1963 y 1967: Expediciones fallidas de militares cubanos para tomar el poder en Venezuela instalando un gobierno amigable con Cuba y asegurar el suministro de petróleo a la isla. El gobierno venezolano repele la invasión destruyendo las artillerías cubanas instaladas en islas y costas venezolanas.

1966- 1967: Se conforma un grupo guerrillero ( Misión ) encabezada por el Che Guevara, ciudadanos Peruanos, Bolivianos, Cubanos y argentinos en Bolivia la cual fue neutralizada dando muerte a muchos de sus integrantes y en donde muere el Ché Guevara.

 

VENEZUELA 

Fidel Castro nunca pudo con la próspera, creciente y naciente democracia venezolana, pero sus focos de violencia su intervencionismo siempre estuvieron presente. Por décadas sembró semillas de insurgencias, formó sindicalistas y con un trabajo de espionaje fue infiltrando, corrompiendo moralmente e ideologizando a ciudadanos alrededor de la  nación próspera. Trató de influir a todos los presidentes con su ideología socialista, sin embargo nunca lo escucharon ni compartieron su forma de llevar la política nacional e internacional de su país.

Venezuela, la nación mas próspera de América, fue receptora de millones de extranjeros lo que permitió abiertamente la entrada de mucha gente trabajadora y emprendedora, pero también a muchos otros socialistas de otros países que ya habían sido infectados o habían adquirido el cáncer cubano. Durante este período nacieron varios grupos como bandas de secuestradores denominados FALN ( Fuerza Armada de Liberación Nacional ) los cuales fueron erosionando el sistema educativo y los organismos del Estado, entre ellos ministerios, así como también los medios de comunicación a través de periodistas y artistas que abiertamente apoyaban la ilusión del socialismo cubano.

 

LA DEMOCRACIA VENEZOLANA Y LA REVOLUCIÓN CUBANA

Rómulo Betancourt

Durante su asenso al poder como primer presidente democrático recién electo, recibió la visita de Fidel Castro, el cual venía con el propósito de solicitarle financiamiento para su guerra declarada a Estados Unido y a su modelo,  su organización, valores y fundamentos económicos en pro del desarrollo de la empresa privada.

Betancourt dio un rotundo No a Fidel Castro y su ideología, aunque en Cuba la mayoría de los ciudadanos cubanos lo apoyaban para aquel entonces, el carácter democrático, visionario y estadístico que poseía Don Rómulo Betancourt, le impidió caer en la oferta mal sana del comandante. Esta negativa desencadenó en un odio personal hacia el presidente Betancourt, como hacia todo el pueblo venezolano por parte del dictador Fidel Castro, enfilando una estrategia intervencionista al país, lo cual desencadenó en los primeros ataques terroristas, atentando contra la vida del presidente, así como también de sus ministros, políticos y militares en general.

Fidel Castro alentó a militares venezolanos a seguir su ejemplo en deponer al presidente Fulgencio Batista y vendió su revolución, convenciendo a un grupo de ellos en la ciudad de Barcelona estado Anzoátegui. Se trató de una sublevación en el cuartel Pedro María Freites, ocurrida el 26 de junio de 1961, la cual fue repelida de forma efectiva por las fuerzas militares venezolanas.

El 4 de mayo de 1962 estalló en la ciudad de Carúpano (Sucre), el Carupanazo, acción cívico-militar aupada también por el revolucionario Fidel Castro, que integró a militares y dirigentes civiles y militantes del PCV y del Movimiento de Izquierda. Esta revuelta fue también controlada por la fuerza armada nacional .

Por su parte El Porteñazo fue una sublevación de la base naval Agustin Armario, ubicada en la ciudad de Puerto Cabello estado Carabobo, el 2 de junio de 1962 en contra el gobierno del presidente Rómulo Betancourt.

Un grupo de militares golpistas influenciados por Fidel Castro liberaron y armaron a más de 80 guerrilleros que se encontraban presos en el castillo Libertador, aunque los guerrilleros y militares lograron apoderarse y atrincherarse en el fortin Solano y otros se desplegaron como franco-tiradores dentro de la ciudad de Puerto Cabello. Las fuerzas aliadas dieron una batalla contundente por tierra, aire y mar contra los subversivos reduciéndolos y acabando de forma definitiva con este levantamiento, donde murieron muchos militares venezolanos defensores de la recién nacida democracia y de los valores de libertad. Ellos estaban claros y no permitirían una misión intervensionista y socialista en Venezuela. Fidel Castro falló todas en sus intervenciones en suelo venezolano, durante la presidencia de Romulo Betancourt.

 

Raúl Leoni 

El 8 de mayo de 1967 Fidel Castro intentó una nueva invasión en las costas del estado Miranda, sector Machurucuto, fue un breve suceso militar librado conjuntamente por el Ejército Nacional y la Guardia Nacional de Venezuela,  contra espías comunistas de la guerrilla entrenada de Cuba conformada por venezolanos y cubanos.

El presidente Raúl Leoni alzó su voz en la Organización de Estados Americanos OEA presentando una denuncia formal como consecuencia a la agresión perpetrada por el dictador Fidel Castro, rompiendo relaciones económicas con la isla.

Durante el mandato de Dr Raúl Leoni, su gobierno fue atacado por la delincuencia denominada FALN, secuestrando políticos y funcionarios públicos, como lo fue el caso emblemático del Doctor Julio Irribarren Borges, quien fue secuestrado y asesinado, fue brutalmente torturado; en su cuerpo sin uñas se encontraron signos de varias quemaduras, agujas clavadas por distintas partes del cuerpo y múltiples impactos de balas, que mostraron una agonía cruel nunca antes vista en el país. Los secuestradores fueron seguidos perseguidos por la justicia venezolana de aquel entonces.

 

Rafael Caldera primer período

Es recordado por legalizar a los partidos de izquierda que habían escogido la lucha armada como medio para alcanzar el poder, indultó a guerrilleros y los incorporó a la vida democrática en medio de un continente asediado por la guerrilla en Centro América, Colombia y con la creación de células de izquierdas fomentadas por Fidel Castro.

 

Carlos Andrés Pérez primer período

Con el espíritu democrático que siempre le caracterizó el presidente electo en su primer mandato Carlos Andrés Pérez (1974-1979) convocó una reunión en la OEA con el propósito de suspender la sanciones a la isla caribeña fracasando en esta iniciativa.

Igual el presidente Pérez tomó la decisión de reanudar las relaciones económicas y políticas con La Habana, firmando un convenio con la Unión Soviética de proveer más de 20 mil barriles de petróleo diariamente a Cuba, el intercambio comercial de alimentos, maquinarias y del sector financiero le permitió a Fidel Castro contar con un apoyo de aquel presidente que soñó con una América democrática que incluiría a La Habana en su estrategia de acercamiento.

Esto también fracasó y el dictador Castro continuó con su misión injerencista en la multiplicación del socialismo en el mundo.

 

Luis Herrera Campins (1979-1984)

Tuvo una diplomacia menos amigable con el régimen cubano aunque no rompió relaciones, se suspendió el intercambio de embajadores fue una época donde Centro América ardía en llamas y el Castrismo daba apoyo a los sandinistas.

 

Jaime Lusinchi ( 1984-1989)

Las relaciones diplomáticas en Venezuela y Cuba continuaron congeladas, aunque se mantuvo el convenio con la Union Sovietica de continuar suministrando los 20 mil barriles de petróleo al régimen cubano.

 

Carlos Andrés Pérez segundo período

Durante su segundo gobierno el presidente Pérez a pocos días de su investidura fue recibido por una conmoción social en el país llamada El Caracazo: manifestaciones populares alimentadas por la izquierda y partidos de aquel entonces que se oponían a su reelección prepararon un boicot contra el recién electo presidente tratando de responsabilizarlo de los 10 años de corrupción, inflación y devaluación del recién acabado gobierno de Jaime Lusinchi y Luis Herrera Campins.

El segundo gobierno de Pérez se vio atacado por los políticos, militares golpistas y todos los gremios que se negaban a la reformas de cambio, a la eliminación del clientelismo y al gran viraje que Carlos Andrés Pérez y su cartera de Ministros tecnócratas habían preparado para la nación.

La historia acabó cuando su propio partido y sus detractores confabularon para hacerlo culpable por malversación de fondos de la partida secreta de estado y fue llevado a juicio en 1993 siendo destituido de su magistratura. Luego de esto fue nombrado como presidente interino Ramón J. Velásquez.

Todo este episodio fue el primer logro de la injerencia de Fidel Castro en Venezuela.

 

Rafael Caldera segundo período

Durante su segundo mandato, Caldera llegó al poder apoyado lógicamente de todos los partidos socialistas y de izquierda en Venezuela así como también de aquellos seguidores provenientes del partido Copei, el cual había fundado, pero al no recibir el apoyo de la mayoría de sus miembros para ser candidato a las presidenciales en 1993 decidió apartarse y dividir el partido Copei y conformar una coalición con los partidos de izquierda, la cual llamó Convergencia, y en su estrategia política denominó El Chiripero.

Durante su segundo mandato indultó al militar golpista Hugo Chávez y a todos sus colaboradores, militares y civiles guerrilleros que lo acompañaron en una misión suicida que pretendía asesinar al presidente electo Carlos Andrés Pèrez y tomar el poder a la fuerza sumando cientos de civiles y militares muertos.

El segundo período presidencial de Rafael Caldera se caracterizó por incorporar a todos los ciudadanos pertenecientes a los partidos de izquierda a los ministerios y a los organismos del Estado, creando una burocracia enorme rompiendo con el orden de la carrera administrativa que había caracterizado la organización del Estado venezolano por varias décadas, la corrupción desmedida, la inflación y los desaciertos económicos, prepararon el campo para la candidatura del coronel golpista para las elecciones de 1998.

Su cercana relación con la izquierda venezolana le permitía mantener el contacto con Fidel Castro, manteniendo el suministro de petróleo a la isla y el pequeño pero servil intercambio comercial.

 

Hugo Chavez ( 1999-2013)

Marcó el inicio de un nuevo capítulo entre las relaciones entre Venezuela y Cuba logrando finalmente Fidel Castro tomar el poder a través de este coronel golpista alimentado por las ideas de la  izquierda, sin cultura ni méritos en su institución militar, pero con mucho carisma. Le sirvió como tonto útil a su mentor Castro para la materialización de la pesadilla socialista en todo el continente, con los recursos de Venezuela. Financiaron las operaciones llamadas por Fidel Castro “ Misiones Internacionalistas” llevando o imponiendo el socialismo a los pueblos del mundo. Esto es a lo que yo denomino el Cáncer Político de los países, expandiéndolo a Venezuela e infectando a Suramérica.

 

Alfonzo Bolívar / @alfonzobolivar

 

Entérate al instante de más noticias con tu celular siguiéndonos en Twitter y Telegram
Suscribir vía Telegram

Lea también

Le puede interesar además

Loading...

Tu opinión vale...