Whisky con sabor espacial

Tras pasar dos años en ingravidez, el whisky conservado en la Estación Espacial Internacional (ISS) tiene un sabor diferente de las muestras mantenidas en la Tierra.

La empresa whisky escocés Ardbeg envió las muestras al espacio junto con una tripulación de la ISS, por invitación de NanoRacks LLC, la empresa que gestiona los experimentos en el lado estadounidense de la estación.

Poco después del lanzamiento, en enero de 2012, los astronautas rompieron el cristal que separa el destilado (que por lo general se pone en barricas de roble para madurar) y virutas de madera de roble, modelando el proceso de elaboración del whisky, donde la sustancia se suele poner en barricas de roble para madurar. Al mismo tiempo, realizaron un ensayo paralelo en la Tierra.

Aunque había algunas diferencias observadas después de 971 días en el espacio, la más grande fue el número de moléculas pequeñas de la madera, llamadas extractivas de madera, hicieron su labor en las muestras. Los niveles de extractos de madera eran mucho más altos de lo que hubieran sido si el whisky hubiese madurado en barriles en la Tierra, debido a la mayor cantidad de superficie disponible al utilizar virutas de madera en su lugar.

Sin embargo, hubo concentraciones más altas de sabores que vienen de la madera de roble, llamados productos de degradación de lignina, en las muestras en la Tierra que en los que están en el espacio. La compañía llegó a la conclusión de que la microgravedad probablemente hizo su extracción más difícil.

“Me esperaba un sabor un poco diferente. Sin embargo, cuando yo y mi equipo olimos y saboreamos las muestras… estaba muy sorprendido por la diferencia”, dijo Bill Lumsden, director de destilación de Ardbeg, en un vídeo subido a Youtube.

DC/EITB.eus

Entérate al instante de más noticias con tu celular siguiéndonos en Twitter y Telegram
Suscribir vía Telegram

Lea también

Le puede interesar además

Loading...