Haga clic aqui

Toman como rehén a un fiscal en el Palacio de Justicia de Estambul

Un fiscal turco fue tomado como rehén por dos individuos pertenecientes, supuestamente, a un grupo armado de extrema izquierda que penetraron hoy en el Palacio de Justicia Caglayan en Estambul, informó el diario “Hürriyet”.

Según el rotativo, el rehén es el fiscal Mehmet Selim Kiraz, que investiga la muerte de Berkan Elvan, víctima de las manifestaciones del parque Gezi, por el impacto de un bote de gas.

En las redes sociales se difundió una foto que muestra a alguien poniendo una pistola en la cabeza del fiscal y en una pared la bandera y simbología del ultraizquierdista Partido-Frente de liberación popular-Grupo marxista revolucionario (DHKP-C).

Varios medios turcos informaron de supuestos disparos en el edificio mientras que la policía desplegó un gran operativo con comandos de elite.

Los secuestradores, dos personas según la policía, se encuentran en el sexto piso del edificio, donde está el despacho del fiscal.

Estambul resultó hoy en gran parte paralizada debido a un masivo apagón eléctrico de causas desconocidas en todo el país, lo que aumenta la confusión en torno a lo sucedido.

Un comunicado difundido en un sitio web cercano al grupo armado asegurada que los secuestradores exigen a las autoridades que satisfagan varias demandas o amenazan con matar al fiscal.

Entre esas demandas está una confesión en directo de los policías sospechosos de matar a ese menor durante las manifestaciones de Gezi y que se facilite a los secuestradores una salida segura del lugar.

Fuentes de la Fiscalía aseguraron a “Hürriyet” que se están llevando a cabo negociaciones entre el grupo de secuestradores y la policía “a través de un mediador que ellos escogieron”.

Berkan Elvan era un menor turco que falleció a consecuencia del disparo de un bote de gas por agentes de la policía después de permanecer durante nueve meses en coma.

El chico de 14 años fue alcanzado en la cabeza en junio de 2013 por un bote de gas cuando iba a comprar el pan en un barrio de Estambul, y murió en marzo de 2014, lo que suscitó una ola de indignación en Turquía.

El fiscal Kiraz se hizo cargo de la investigación del polémico caso hace seis meses.

DC | EFE

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Entérate al instante de más noticias con tu celular siguiéndonos en Twitter y Telegram
Suscribir vía Telegram

Lea también

Loading...