126 presos se fugaron de calabozos de cuerpos de seguridad en Gran Caracas

Cerca de 126 presos se fugaron de las áreas de guardia y  custodia de diversos cuerpos de seguridad de la Gran Caracas durante el año 2014. En los cinco primeros días de 2015, se evadió un preso de la Policía Municipal de Independencia, identificado como Joel Antonio Figuero Narváez (18). 
El antisocial que había ingresado al referido organismo por el delito de homicidio violentó la reja del calabozo, mientras las autoridades policiales le gestionaban un cupo en un centro penitenciario, la madrugada de este lunes. En un descuido de los siete funcionarios que estaban de guardia ese día, huyó. Fuentes policiales indicaron que los efectivos están siendo investigados para determinar si hubo complicidad interna.

El comisario Argenis Guillén, asesor de seguridad, informó que la vulnerabilidad de los espacios diseñados para albergar temporalmente a los detenidos promueven las evasiones. “Las áreas de guardia y custodia son salones pequeños que en su mayoría tienen capacidad para albergar a un máximo de 30 reos por un lapso no mayor a 48 horas. No cuentan con sofisticados sistemas de seguridad como en los centros penitenciarios convencionales. Los calabozos de las policías municipales y regionales no disponen de una malla metálica entre el techo y los bloques de las paredes como barreras  para impedir cualquier intento de escape”.

A estas limitaciones Guillén le añade el déficit de custodios. En la mayoría de las fugas reportadas en los cuerpos de seguridad, solo había cuatro o cinco funcionarios, debido a que parte de los efectivos están de días libres o patrullando, pues no pueden dejar de recorrer las calles para cuidar presos. “Esta situación facilita las evasiones masivas como la ocurrida el pasado mes de noviembre, cuando 42 detenidos, en su mayoría por el delito de homicidio, burlaron la seguridad de la sede de la Delegación Miranda del Cuerpo de Investigaciones, Científicas, Penales y Criminalísticas, ubicada en Los Teques”, expresó el comisario.

El 40 por ciento de las evasiones registradas en las celdas de los organismos de seguridad en la Gran Caracas durante el año 2014, se reportaron entre los meses de noviembre y diciembre. “En esas fechas hay mayor número de detenciones por el incremento del auge delictivo. El hacinamiento en muchos casos se ubica entre 10 y 15 por ciento. Los pocos funcionarios que custodian el lugar, son insuficientes para controlar evasiones masivas. Aun cuando algunas huidas registradas en los calabozos de los organismos, se han concretado por complicidad interna”.

Según el criminólogo Javier Gorriño, en los últimos tiempos, el Ministerio del Servicio Penitenciario se ha dedicado a cerrar centros de reclusión y no ha creado nuevos centros de albergue para la permanencia temporal de detenidos. “Por ello, en los espacios de las policías municipales y estatales, se improvisan calabozos que fomentan hacinamiento, motines y evasiones”, expresó Gorriño.

DC | EU

Entérate al instante de más noticias con tu celular siguiéndonos en Twitter y Telegram
Suscribir vía Telegram

Lea también

Le puede interesar además

Loading...