Se quedó sin pene tras inyectarse aceite de oliva “para agrandarlo”

Los amigos de un hombre de 50 años de edad, lo persuadieron para que se inyectara aceite de oliva en el pene y así hacerlo más grande. Lamentablemente este truco no funcionó y ahora el pobre hombre se ha quedado sin miembro viril.

El hombre tailandés decidió llevar a cabo el peligroso “tratamiento” y luego de inyectar aceite de oliva en su pene, desarrolló una severa infección que derivó en un tumor canceroso.

Médicos del Hospital de Bangkok tuvieron que extirparle los genitales para salvar su vida.

“Ha sido la cirugía genital más grande que nunca hemos hecho, y fue necesaria en vista del estado que presentaba el cáncer”, explicaron los galenos.

Esto de inyectar sustancias en el pene para que su tamaño aumente no es nuevo en Tailandia, las autoridades sanitarias afirman que los casos de este tipo son cada vez más frecuentes y se esta convirtiendo en una “moda” entre los varones de ese país.

Los hombres tailandeses parecen estar obsesionados con el tamaño de sus penes, “metiéndose” (literalmente) todo lo que encuentran.

Entre algunas otras sustancias que los varones se inyectan para aumentar el tamaño de su falo, están: parafina, silicón o cera de miel de abeja. De hecho el Hospital de Bangkok reporta que al mes atiende a 40 pacientes en promedio bajo las mismas circunstancias.

Hasta el momento no se ha comprobado que las inyecciones de estas sustancias en el pene siempre provoquen cáncer, pero si muchas infecciones que pueden derivar en males más graves y terribles secuelas.

El miembro viril es algo con lo que no se debe jugar, hay que cuidarlo y quererlo como es, para que funcione adecuadamente en todos los ámbitos de la vida del hombre. Para orinar, hacer el amor y hasta presumirlo en los baños, se debe tener un pene saludable.

DC/ SDPnoticias.com 

Entérate al instante de más noticias con tu celular siguiéndonos en Twitter y Telegram
Suscribir vía Telegram

Lea también

Le puede interesar además

Loading...

Tu opinión vale...