Cubos de hielo que avisan cuándo dejar de beber

“Tuve una laguna inducida por el alcohol”, dice en un video que publicó la semana pasada presentando su nuevo proyecto.
¿Su idea? Cubos de hielo que le avisen al consumidor de alcohol en qué momento debe parar.
Si no le pone cuidado al aviso, los cubos envían un mensaje de texto a un amigo que probablemente lo va a presionar para que suspenda las copas.
El proyecto del investigador ha tenido, en general, aceptación en varios blogs de tecnología.
Sin embargo, hay quienes piensan que peca al generalizar los efectos que el alcohol tiene en cada uno de los consumidores.
Pero, ¿en qué consiste?
Luz LED
El circuito de los cubos de hielo con luz para prevenir el exceso del alcohol tiene, entre otros dispositivos, un receptor de infrarrojo.
Cada cubo tiene un diodo emisor de luz (o LED, por sus siglas en inglés), un acelerómetro, un receptor de infrarrojo y una batería.
Estos dispositivos electrónicos van dentro de una gelatina comestible que se puede enfriar, es a prueba de agua y mantiene el circuito protegido sin afectar el sabor de la bebida.
El acelerómetro calcula el número de sorbos que la persona toma y coteja la información con un cronómetro.
Con eso estima el nivel de intoxicación del consumidor -es decir, la cantidad de alcohol que ha ingerido- y hace que cambie el color de los LEDs.
Con un cubo de cada color dentro de un vaso, la luz cambia de verde a amarillo y de amarillo a rojo dependiendo de la cantidad de sorbos que se consuman.
Si una persona sigue bebiendo al mismo ritmo después de que la luz roja se prenda, se manda un mensaje de texto a una persona registrada que eventualmente persuadiría al bebedor para que se detenga.
“Los cubos le hablan a tu teléfono móvil para que se haga la llamada. Se comunican a través del infrarrojo con un receptor removible que va en el conector TRS del teléfono”, le dijo Dand a la ABC.
Interesante, pero…
Dhairya Dan es asistente de investigación en el grupo de Información de Ecología en el Laboratorio de medios de MIT. Antes trabajó como diseñador de juguetes en Singapur.
Su invento suena como una gran idea para quienes se les dificulta decidir cuándo suspender el trago. Algunos han incitado al investigador a empezar una colecta de dinero a través de Kickstarter.
Cada cubo tiene un diodo emisor de luz (O LED, por sus siglas en inglés).
Sin embargo, varios comentaristas han dicho que así suene interesante, todavía suscita varias preguntas.
El blog de tecnología de Discovery, por ejemplo, dice que “al ser el peso el factor más importante en la intoxicación y la tolerancia al alcohol, los cubos son más una considerada y novedosa alerta, pero no una solución exhaustiva”.
El invento no está terminado. Está en proceso y por eso Dan le dijo a la ABC: “Creo en la fuente abierta. Mis invenciones están abiertas para los hackers, para que las desarrollen y jueguen con ellas”.
“Las verdaderas innovaciones son como ideas con alas: una vez nacen en la cabeza, nada, ni siquiera el inventor, las puede detener”.
DC/BBC Mundo

Entérate al instante de más noticias con tu celular siguiéndonos en Twitter y Telegram
Suscribir vía Telegram

Lea también

Le puede interesar además

Loading...