Cuando tenía 15 años y me reunía con mis amigos hablábamos de juegos, de viajes, del trasero de esta actriz, que las lolas de aquella otra. Cuando tenía 25 años y me reunía con mis amigos hablábamos de libros interesantes, de viajes, de fiestas, del trasero de esta amiga o de las lolas de aquella otra. Cuando tenía 35 todos hablaban de sus hijos.

" />